<body><script type="text/javascript"> function setAttributeOnload(object, attribute, val) { if(window.addEventListener) { window.addEventListener('load', function(){ object[attribute] = val; }, false); } else { window.attachEvent('onload', function(){ object[attribute] = val; }); } } </script> <div id="navbar-iframe-container"></div> <script type="text/javascript" src="https://apis.google.com/js/plusone.js"></script> <script type="text/javascript"> gapi.load("gapi.iframes:gapi.iframes.style.bubble", function() { if (gapi.iframes && gapi.iframes.getContext) { gapi.iframes.getContext().openChild({ url: 'https://www.blogger.com/navbar.g?targetBlogID\x3d17665852\x26blogName\x3dArgon%C3%A1uticas+2.0\x26publishMode\x3dPUBLISH_MODE_BLOGSPOT\x26navbarType\x3dBLUE\x26layoutType\x3dCLASSIC\x26searchRoot\x3dhttp://argonauticas.blogspot.com/search\x26blogLocale\x3des\x26v\x3d2\x26homepageUrl\x3dhttp://argonauticas.blogspot.com/\x26vt\x3d-7909358320680329614', where: document.getElementById("navbar-iframe-container"), id: "navbar-iframe" }); } }); </script>

Argonáuticas 2.0

Detectivismo Literario

Diferencias sobre Guárdame las Vacas

sábado, mayo 06, 2006


Hace un rato, caí en el hermoso audio-blog de Tomek Kurjata a quien, supongo, es quien se puede ver en la portada del disco Suita barakowa que sirve como imagen de este post. El blog contiene una selección de interpretaciones en guitarra que van, desde Bach y Vivaldi, pasando por fandangos, minués y otras piezas, hasta una sorpresa que me ha conmovido profundamente.

La sorpresa (que no se puede agradecer si no a los hados tecnológicos que han permitido que, más allá del inmenso basural de trivialidades que guarda internet existan, como contraprestación, algunas maravillas), es que en él he conseguido, después de años de búsqueda, una interpretación de Diferencias sobre guárdame las vacas, de Luis de Narváez. La pieza se puede escuchar aquí y, por mi honor, puedo decir que no tiene desperdicios.

Sólo una pequeña recomendación auditiva. Piense en un polo. Piense en una jota. Escuche, luego, esta belleza cuya composición se suspende en el tiempo, a cientos de años de distancia.

Etiquetas:

Por P. E. Rodríguez/R.Coll, 10:22 a. m.

0 Comments:

Add a comment